Serial dating | ¿Está bien o mal salir en varios dates? ¿Cómo balancearlo?

Serial dating | ¿Está bien o mal salir en varios dates? ¿Cómo balancearlo?

Salir con varias personas a la vez no es necesariamente malo, puede ser una forma de aprender a definir qué es lo que realmente estás buscando. Pero, ¿cómo mantener un balance?

El lunes fuiste por un café con un chico que conociste en la dating app, el miércoles irás a una exposición con otro y quizá el sábado te pongas de acuerdo con el chavo con quien llevas unas semanas texteando. ¿Empiezas a sentirte como una serial dater?

“Entre las  diferentes tendencias y fenómenos que hay en el mundo de las citas, el serial dating se define coloquialmente como el proceso de estar saliendo con personas sistemáticamente, incluso en periodos cortos de tiempo… Lo que lleva consigo prejuicios y, probablemente, conflictos contigo misma”, comenta Rocío Cardosa, project manager de AdoptaUnChico

“Ser catalogada como una serial dater tiene una casi inmediata connotación negativa. Sin embargo, lejos de ser un reflejo de que ‘no sabes decidirte’, esta puede ser una forma de empoderarte y abrirte a no seguir el estereotipo o norma de que solo tienes una oportunidad para encontrar el amor y que ‘con el chico que sales es con quien tienes que quedarte para siempre’. Mejor, conoce bien tus posibilidades y confirma lo que buscas en una persona”, explica Cardosa.

No tiene nada de malo estar inscrita en una dating app y estar abierta a varias opciones. Salir con diferentes personas te ayudará a definir qué es lo que quieres o no en un chico con base en tu experiencia.

Estos son algunos tips para hacerlo bien.

Sé fiel a ti misma         

La persona más importante a la que debes serle “fiel” y sincera es a ti misma. Sé clara sobre lo que buscas y sientes para que tus razones para datear sean las correctas: pasar un buen rato y conocer gente, en lugar de evitar confrontar otras emociones.

No dejes que prejuicios o concepciones erróneas te afecten. Explora cómo eres en las citas y aprovecha para conocerte mejor, mientras conoces a otras personas.

Alarga el “pre” a las citas     

El tiempo entre las primeras interacciones y el date puede ser muy variable. En realidad no existe un plazo “reglamentario”. Lo que sí es seguro es que, antes de que eso suceda, sus conversaciones por texto o videollamadas son un buen filtro para saber si quieres dar “el siguiente paso”.

Tómate el tiempo que necesites para conocerlo y decidir si quieres tener una cita o prefieres solo dejarlo en el plano virtual.

Identifica patrones         

Parte de ser “clara contigo misma” es ser muy sincera y poner los puntos sobre las íes: ¿los  chicos con los que sales tienen todos el mismo perfil (mismos gustos, mismo físico o hasta se visten igual)? ¿Las citas que tienes parecen escritas por el mismo guionista de siempre?

La mayor ventaja de salir con varios chicos es identificar exactamente las cosas que no te llenan del todo y aprender de ello. Evita los déjà vu.

Cuídate     

El dating pone tus emociones en la primera línea: si no eres cautelosa, puedes salir decepcionada y hasta lastimada.... en más de un sentido. Nunca está de más ser precavida; trabaja en generar confianza primero, usa protección y mantén al tanto a una de tus amigas sobre dónde serán tus citas o si pasarás la noche fuera de casa.

Más allá de los mitos de salir con varias personas o el erróneo debate sobre si está “bien o mal”, conocer tus opciones y salir puede ser una experiencia que te ayude a enfrentarte a tus miedos, tu ego o tus malas costumbres, así como reconocer tus virtudes, tus buenas cualidades y recordar que el dating no es algo que deba torturarte, sino algo sano y divertido.